Aster Heras

Diario de un sueño

Piedras, piedras, piedras

Caminando los senderos que nuestros ancestros hicieron, en tus montañas,

eres el aguila que me mira desde el cielo dando vueltas

eres el agua que se escapa desde el centro de la tierra

eres el camino al que no llegan los turistas…

Piedras, piedras, piedras.

En aquel luminoso valle, en las mágicas laderas, entre los ríos sagrados,

eres la serpiente que despierta en primavera

eres la araña que teje en su telar el cosmos

eres la alegría que a la vida siempre le da una tregua…

Piedras, piedras, piedras.

Entre el asfalto de las nuevas ciudades, que enterraron tu grandeza,

eres la sonrisa amable, que recibe a los de fuera

eres la Acrópolis de Atenas viendo pasar el tiempo y sabiéndose eterna

eres el valor de aquel heleno que en uno de tus templos deja una ofrenda

Piedras, piedras, piedras.

Entre todos los que vivimos, en el planeta Tierra

eres a quien los Dioses eligieron como su casa

eres quien habla su lengua

eres quien sabe el nombre del sol y quien posee el logos.

Hellas, Hellas, Hellas.dsc_0431

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: